Fiscal  - 

Novedades fiscales y cambios que afectan a las Pymes y autónomos en 2021

Hoy 12 de mayo se celebra el Día Europeo de la PYME y por eso, resumimos en este artículo todas las novedades fiscales y cambios normativos que han afectado a las pymes en este 2021, entre los que destacan la prórroga de la tributación del IRPF por módulos, el impuesto al plástico, cambios en el Impuesto de Sociedades.

Redactado por
(0) Escribir comentario

El 2021 está siendo un año de muchos cambios que afectan a las Pymes y los autónomos, al menos en lo que respecta a su fiscalidad. Al margen de las medidas económicas aprobadas con motivo de la crisis sanitaria, el proyecto recogido en la Ley General de los Presupuestos Generales del Estado para este curso incluyeron importantes novedades en relación al IRPF, el Impuesto de Sociedades y otras tasas que están afectando a multitud de actividades económicas.

IRPF

El principal ajuste fiscal que se contempla en lo que se refiere al Impuesto sobre la Renta de Personas Físicas (IRPF) es la subida de dos puntos para las rentas del trabajo que superen el umbral de los 300.000€, es decir, un incremento de tipo marginal del 45% al 47%. Por tanto, las rentas del trabajo entre los 60.000€ y 300.000€ seguirán sujetas al vigente 45%, mientras que los contribuyentes que superen esa cifra (aproximadamente un 0, 17% según las estimaciones de Hacienda) serán gravados al nuevo tipo del 47%.

Del mismo modo, la Ley General de los Presupuestos Generales del Estado contempla un nuevo tramo para las rentas de ahorro. Así, la subida porcentual afecta en tres puntos, del 23% al 26% a todas las rentas del capital que superen los 200.000€. Por tanto, el gravamen sobre el ahorro se mantienen en el 23% para el tramo entre 50.000 y 200.000€ y a partir de esa cifra el nuevo tipo impositivo será del 26%.

Impuesto de Sociedades

La gran novedad impositiva en cuanto al Impuesto de Sociedades, tributo que afecta a las sociedades mercantiles o de carácter jurídico, es la reducción de la exención fiscal del 100% al 95% por las plusvalías y dividendos generados por las filiales exteriores. Es decir, las empresas afectadas por esta medida, que son las que presenten un volumen de facturación superior a los 40 millones de euros, deberán tributar ese 5% por los beneficios e intereses logrados en sucursales en el extranjero. El resto de pymes podrán seguir aplicando el 100% de la exención durante los próximos tres años para no limitar así su crecimiento internacional. Según estimaciones del Gobierno, este cambio fiscal afectará al 0, 12% del total de las empresas españolas.

Tributación por módulos: se prorrogan los límites actuales

En lo que se refiere a la tributación por módulos, es decir, aquellas personas físicas o jurídicas que pagan la misma cantidad de IRPF todos los trimestres, independientemente de sus pérdidas o beneficios, los Presupuestos Generales del Estado mantienen un año más los límites de facturación actuales. Debemos aclarar que, para acogerse a la tributación por módulos es necesario cumplir varios requisitos, pero el principal es realizar alguna de las actividades económicas que la Orden Ministerial HAC/1155/2020 regula mediante este sistema (ganadería, construcción, hostelería, etc.) y contar con un volumen de ingresos que no supere los 250.000€ anuales.

Por tanto, para este año 2021 la Ley General de los Presupuestos Generales del Estado siguen contemplando una prórroga de los límites del método de estimación objetiva en el IRPF, una medida que se introdujo en el año 2016 y cuyo texto publicado el pasado 4 de diciembre de 2020 no introduce cambio alguno en este sentido. Es decir, por quinto año consecutivo se mantienen los límites para la tributación por módulos: 250.000€ para el conjunto de las actividades económicas y adquisición e importación de bienes y servicios; y 125.000€ para las operaciones que exijan expedir factura cuando el destinatario sea una persona jurídica. Esta medida afecta a más de 650.000 trabajadores por cuenta propia que tributan en este sistema.

La subida de la cuota de los autónomos, « congelada »

Durante los últimos meses también se ha especulado mucho sobre la supuesta subida de la cuota de los trabajadores autónomos. A día de hoy la reforma del RETA en la que trabajaba el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones se encuentra «congelada». La idea inicial del Gobierno era subir para este año el tipo de cotización del 30, 3% al 30, 6%, pero el pasado 26 de enero se publicó un Real Decreto-ley de Refuerzo y Consolidación de Medidas Sociales en Defensa del Empleo (RD-ley 2/2021) que paralizó esta propuesta. Por tanto, se mantienen intactas las bases mínimas de cotización a la Seguridad Social vigentes desde diciembre de 2019 y para todo el curso 2021. Esta situación no cambiará a menos que se apruebe otro Real Decreto-ley que permita la subida.

cambios que afectan a las Pymes
Novedades y cambios que afectan a las Pymes en 2021

Nuevas tasas a productos y actividades económicas

En la Ley General de los Presupuestos Generales del Estado para el 2021 se contemplan nuevas tasas e impuestos para determinadas actividades y productos.

Impuesto al plástico. A partir de julio de 2021 la venta y uso de productos de plástico desechable estará prohibida. Es una de las principales medidas del anteproyecto de la Ley de Residuos aprobada por el Gobierno en junio del pasado año. También se sancionará a quienes destruyan productos no vendidos o no perecederos (ropa, aparatos electrónicos, etc.) fuera de la normativa. Esta tasa influirá a un elevado número de pymes y autónomos que se verán obligados a transformar parte de su producción o actividad, sobre todos los relacionados con la hostelería y la restauración.

Subida al 21% de bebidas azucaradas. Otra de las medidas fiscales previstas es la subida del 10% al 21% de todas las bebidas azucaradas y edulcoradas. Es importante señalar que, por las explicaciones de la ministra María Jesús Montero, esta subida no afectaría a los bares, restaurantes y comercios similares, sino a otras actividades como las máquinas de vending.

Subida del impuesto de matriculación. Para reducir el impacto ambiental de los vehículos de tracción motora el Gobierno ya aprobó una medida que entró en vigor el 1 de enero: el nuevo sistema de medición de emisiones de CO2. Esta nueva medición incrementará el impuesto de matriculación, lo que repercute de manera directa en empresas del sector de la automoción, como las dedicadas a la venta y alquiler de vehículos o los concesionarios.

La llegada de la ‘Tasa Google’. En vigor desde el pasado 16 de enero, la Ley de Impuestos sobre Servicios Digitales, conocida popularmente como ‘Tasa Google’, grava «las prestaciones de determinados servicios digitales» que recoge la Ley 4/2020 del 15 de octubre. Este impuesto afectará solo a las grandes plataformas de Internet actuando como tasa sobre las compañías que manejan y usan un elevado volumen de datos de consumidores, clientes y ciudadanos.

 

Si quieres ampliar esta información te recomendamos el Memento PYME donde encontrarás toda la información jurídica básica que cualquier responsable de una empresa o emprendedor debería conocer.

Los comentarios están cerrados.