Fiscal, Laboral  - 

¿Base máxima de cotización o plan de inversión?

Los autónomos que deciden cotizar por la base máxima los últimos años de su vida laboral pueden encontrar más rentabilidad si mantienen su cotización por la base mínima y la diferencia la invierten en un fondo de inversión. En el siguiente artículo te explicamos los cálculos.

Redactado por
(1) Escribir comentario

Según los cálculos realizado por la empresa española Fintup, de gestión y asesoramiento financiero, es recomendable recurrir al ahorro privado a través de un plan de inversión, ya que puede ser un 27% más rentable que si aumentas al máximo la base de cotización de tu cuota de autónomo.

De los 3, 2 millones de autónomos en España, el 76% cotiza por la base mínima, por lo que el día de mañana les correspondería una pensión que si se calcula con los indicadores actuales sería de 642, 90 euros al mes.

¿Cómo se calcula esta cifra?

Actualmente, la base mínima de cotización en España es de 944, 35 euros lo que supone el pago de una cuota mensual de 283, 32 euros. Pero si un autónomo quiere cotizar por la base máxima fijada en 4.070 euros, la cuota mensual ascendería a 1.221, 03 euros.

Por ejemplo, si un autónomo con 40 años decide cotizar por la base máxima durante los 25 años que le quedan hasta jubilarse, aportará a la Seguridad Social 366.309 euros. Esto supone una pensión máxima de 2.659, 41 euros al mes, que con la esperanza media de vida en España en 85 años supondría cobrar durante su jubilación un total de 670.171, 74 euros, según Fintup.

Pero si este mismo trabajador los cotiza por la base mínima y destina la diferencia de 937, 71 euros mensuales a un plan de ahorro privado, habrá aportado a la Seguridad Social en esos 25 años: 84.990 euros. Esto le supondrá cobrar la pensión mínima de 642, 90 euros al mes, que viviendo 85 años supondría cobrar 225.015 euros.

Si la diferencia se invirtiera en una cartera moderada del 50% renta variable más el 50% de renta fija, que históricamente ha conseguido una rentabilidad del 6, 73%, al cabo de los 25 años habría acumulado 628.146, 44 euros. A esta cantidad habría que sumarle los 225.015 euros recibidos de la Seguridad Social, por su pensión mínima de jubilación, y esto supone un total de 853.161, 44 euros, esto es un 27, 3% más que si se hubiera cotizado por la cuota máxima de autónomos según Álvaro Menéndez, wealthtech manager de Fintup.

 

plan de inversión
Plan de inversión
De los 3,2 millones de autónomos en España, el 76% cotiza por la base mínima, por lo que el día de mañana les correspondería una pensión mínima.

AHORRO PRIVADO

Tras las últimas reformas del sistema de pensiones (PSOE en 2011 y por el PP en 2013) las pensiones van a sufrir una reducción que según la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) será de un 15% para 2030, y a partir de este momento seguirá reduciéndose paulatinamente.

Por todo esto, el Banco de España insiste en la necesidad de contar con ahorro privado de cara a la jubilación. Y mientras que en la OCDE los ahorros privados alcanzan el 50% del PIB de media, en España, los activos de los fondos de pensiones privados sólo llegan al 14%.

En este sentido, Fintup nos aconseja comenzar al menos con un plazo mínimo de 20 años . Y nos recomienda establecer como mínimo un 10% de los ingresos netos para invertir cada mes.

Según la empresa de gestión, esta aportación debería combinarse entre un plan de pensiones y una cartera de fondos indexados de renta variable en la que ir reinvirtiendo las desgravaciones obtenidas.

COMENTAR ESTA NOTICIA

Desde Espacio Pymes no disponemos de un servicio gratuito de asesoramiento, por lo que su comentario solo podrá ser respondido por otros lectores.

Si necesita una respuesta profesional, le recomendamos realice su pregunta desde el siguiente [enlace] desde donde podrá establecer un contacto privado con un abogado.

Muchas gracias.

Enviar comentario

S
STANNIS

El cálculo no está bien realizado financieramente, ya que, lo que va a percibir de incremento al tener un plan de pensión y un fondo de inversión, luego tendrá que abonar en el IRPF, cada año de su jubilación dependiendo del criterio a elegir en el rescate del fondo de pensión.